Defensa penal

Ante cualquier imputación o acusación penal encomiende su defensa a un abogado penalista de su elección.

Aunque tenga derecho a un abogado de oficio sepa que los agentes de la autoridad o el juez deben concederle hasta 8 horas para que llegue su abogado particular.

Aquí tiene varios consejos que deberá poner en práctica en caso de ser detenido:
1. No declare usted sin la presencia de su abogado.
2. No firme nada si no está presente su abogado.
3. Ante cualquier agresión, maltrato físico, amenaza o coacción, o considera que ha sido detenido ilegalmente solicite el Habeas Corpus.
4. Solicite el reconocimiento por un médico si está herido, tiene algún problema mental, ha consumido estupefacientes o alcohol.
5. Sea sincero con su abogado y manifieste cualquier anomalía que haya observado en su detención.
6. En muchos casos, es mejor declarar en el juzgado y no en dependencias policiales, ya que su abogado tiene derecho a entrevistarse con usted después del trámite policial y antes de declarar en el juzgado, de esta manera, su abogado podrá consultar las diligencias en el juzgado.

No deje su defensa para el último día: las primeras horas y días desde el comienzo de un procedimiento penal (atestado, diligencias, declaraciones, reconocimiento médico, etc.) son fundamentales para la defensa.

Si usted o alguien de su familia o un amigo tiene un problema penal, sepa que los abogados penalistas estamos especializados en defender a los ciudadanos para que, haciendo uso de su derecho de defensa, intentemos resolver su situación de la mejor forma posible.